miércoles, 21 de junio de 2017

ESCRITORES SINGULARES-08: JUANJO MONTOLIU

Juanjo Montoliu es un ESCRITOR SINGULAR. De apariencia tímida, mirada dulce y cercana, pierde su recato cuando escribe. Utiliza el descaro, la desfachatez, en ocasiones, imagina y describe situaciones y escenas de fuerte realismo, de vigor narrativo que remueven al lector, que lo obliga a reaccionar ante la rotundidad de lo que está leyendo. Juanjo juega con el lenguaje, teje texturas de varios niveles en un mismo relato en el que puedes encontrarte en una estampa de infancia y al poco sumergirte en una escena tan surrealista como inverosímil. Y esa contraposición de estilos está engarzada con narrativa sublime. 

Fue compañero del taller de escritura creativa online Sanscliché, impartido por Rosario Raro y ahí puede disfrutar de la imaginación, originalidad y gran prosa de Juanjo.

Todos podemos disfrutar de sus relatos pues los muestra en su blog, al que os invito a entrar. http://vozdelsilencio.blogspot.com.es/

A continuación comparto con todos vosotros, lectores, la textualización de un lienzo que describe con maestría una imagen y sentimiento, con humo en movimiento. Es como un cuadro virtual, donde la imagen principal es una escena estática pero hay un elemento que se mueve, dotándolo de vida, el humo, y todo ello por supuesto no está hecho con óleos ni acuarelas, sino con palabras, magníficamente creadas por Juanjo.


Leedlo, merece mucho la pena. Y para que conozcáis un poquito más a su autor, una breve entrevista a continuación.

LA LOCOMOTORA DEL PÁRAMO

Él es un hombre de silencios tristes, de pensamientos inaccesibles. Podría decir que vive en otro sitio, en un lugar lejano dominado por las nubes, donde nada es sencillo, poco es limpio y duele hasta pestañear. Siento que es, a veces, un sheriff recién llegado a un pueblo sin ley, empeñado en implantar justicia entre asesinos implacables, derrochando todas sus fuerzas en una labor yerma e ingrata. Desde la cama lo veo teclear su portátil con pasión, con frustración, con ira, prisionero de ese mundo hostil del que apenas escapa.
Cuando lo hace, acude a mi cuerpo y lo trata como un niño a un juguete nuevo, explorando cada uno de sus rincones, tratando de terminárselo todo el primer día. Feliz y exhausta, consumo un cigarrillo, intentando averiguar por qué esos ojos tan tiernos tienen que volver tan pronto al lugar donde habitan siempre.
El humo sube y se acumula en el techo, sin apenas moverse. Pienso que soy una locomotora detenida en un páramo sin viento, esperando que la asalten los indios, camino de una estación que nunca alcanzará. Pero por aquí solo aparece un llanero solitario, de vez en cuando, camino de otra parte.
El tabaco está a punto de agotarse. Noto el calor próximo a mis dedos. Pronto se diluirá el vapor blanco por toda la habitación y comenzaremos a sentir frío. Yo me vestiré deprisa y abandonaré el cuarto. Él seguirá desnudo, luchando contra enemigos cubiertos de corazas, hasta que sienta de nuevo la necesidad de encontrar calor fuera de su país de brumas.

ENTREVISTA SINGULAR

1.- Si te dieran la posibilidad de publicar una novela con una gran editorial ¿sobre qué tema te gustaría escribirla? 
Más que un tema, tendría que encontrar una buena historia que contar. Después, escribiría sobre la vida que hay alrededor de la trama: las relaciones entre los personajes, las pasiones, la soledad, el amor, la alegría, la tristeza.

2.- Imagino que como buen escritor que eres serás también un gran lector, ¿en qué momento del día te gusta más leer? 
Gracias por los calificativos, del todo inmerecidos. Prefiero leer cuando estoy relajado, en el tren, poco antes de dormir o después de comer. Pero no tengo costumbres ni normas fijas: cuando encuentro el momento, leo.

3.- He podido disfrutar de la gran originalidad de tus relatos, tanto en el taller de escritura Sanscliché impartido online por Rosario Raro como en tu blog: lavozdelsilencio. Cuando escribes, ¿qué temas o situaciones te inspiran? O sea, ¿Cómo te enfrentas al folio en blanco?
En estos últimos tiempos, busco imágenes, ilustraciones, fotos y escribo sobre lo que estas me sugieren. Otras fuentes importantes son: anécdotas que te cuentan amigos, las noticias de los telediarios, reportajes, películas, conversaciones escuchadas al azar o frases de las que estirar el hilo.

4.- ¿Qué te acompaña cuando lees? ¿Y cuando escribes?
Depende de dónde me encuentre. En casa, suelo escribir con música de fondo y directamente en el portátil. Si estoy fuera, suelo anotar mis impresiones en una libreta, que casi siempre llevo encima. Pero también he tomado notas y hasta he escrito relatos en servilletas, en el móvil, en lo primero que tengo a mano.

5.- Hoy en día el número de publicaciones es enorme. Hay tal marasmo de novelas, libros de escritores noveles y ediciones clásicas que es muy difícil filtrar y decidir qué es lo que leemos. En tu caso, ¿qué es lo primero en lo que te fijas para decidir leer un libro?
Suelo alternar libros de escritores noveles, a los que ya conozco o me recomiendan amigos, con clásicos. También leo de vez en cuando algún super ventas. Tengo siempre curiosidad por saber qué es lo que atrae a mucha gente para leer un libro.

6.- Vivimos en el mundo de la hiperconexión. ¿Utilizas las redes sociales? Cuáles son las que te parecen más interesantes y por qué.
Utilizo muchas y casi todas mal: facebook, twitter, instagram, linkedin. La que más utilizo es facebook, pero con la que más me divierto es instagram. En general, echo en falta en todas ellas contenidos creativos.

7.- ¿Eres escritor de día o de noche? 
Ni de día ni de noche, ja, ja, ja. Escribo cuando tengo algo que contar, tiempo y ganas de hacerlo. No tengo normas ni horarios sobre este particular. Para mí, escribir es una afición, lo hago para disfrutar, para pasarlo bien. Por lo tanto, procuro alejar cualquier tipo de obligación sobre la escritura.

8.- Aparte de la literatura, ¿qué otras artes te gustan? Cuéntanos un poquito cuáles y por qué (si es que hay un porqué). 
Me gusta la música, una compañera inseparable en mi vida, el cine y un poco la pintura. Ah, y el teatro, me fascina el teatro.

9.- Te pido ahora unas respuestas rápidas
a) ¿Nos recomiendas un libro? Claro. Me ha encantado “Guía de hoteles inventados”, de Óscar Sipán, de lo mejor que he leído últimamente.

b) Un personaje literario que sea inspirador para ti. Me gusta  Pepe Carvalho, por ejemplo, o Philip Marlowe. También el capitán Haddock. Personajes con problemas, con defectos, que no siempre salen bien librados en sus historias. Humanos.

c) ¿Qué género literario te apasiona más? La novela, sobre todo la histórica. Me gusta mucho la historia y cualquier texto relacionado con ella es una invitación a investigar y saber más sobre ella.

d) ¿Eres de radio o de televisión? Más de radio que de televisión. Suelo informarme de la actualidad por la radio y también escucho música. Me acompaña casi siempre en los largos trayectos en coche y la puedo compaginar con el trabajo. La televisión queda reservada al tiempo libre y ahí tiene más competencia.

e) ¿Mar o montaña? Lo siento. Si me pusieras una pistola en la sien, mar; pero, por favor, no lo hagas. También me gusta mucho la montaña.

f) La última cosa que te haya sorprendido tanto que todavía la recuerdes.
La elección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos. Sigo sin comprenderlo.

g) Una canción o cantante que tenga para ti un significado singular. Es complicado contestar a esta pregunta pues tengo varias canciones y varios cantantes o grupos. Tal vez, Rosendo Mercado. Simboliza una etapa muy feliz de mi vida. Las canciones de Leño y sus primeras en solitario son himnos para un grupo muy íntimo de amigos.

10.- Para terminar, me gustaría que definieras una escena lo más cercana posible a tu felicidad.
Un lugar del que no deseara escapar. Una persona con la que quisiera estar. La ausencia de preocupaciones. Ni frío ni calor. La presencia cercana del mar. Esos minutos que, a veces, conseguimos secuestrar algún viernes por la tarde.

lunes, 19 de junio de 2017

PRIMAVERA DE MICRORRELATOS INDIGNADOS 2017 - FUGAZ


FUGAZ

Me miró tan fugaz que apenas pude adivinar el color de sus ojos. Parecía que tuviese miedo, quizá vergüenza por el atrevimiento de haberme mirado a la cara. Su fragilidad me conmovió pero su miseria me quebró el alma. Aquel joven esqueleto recubierto de piel en Bangladesh pretendía transportarnos a mi compañero y a mí junto con nuestras maletas en un trayecto de casi dos kilómetros, cuando al menos triplicábamos su peso.
Intenté convencer a mi agente de que le pagase la carrera y utilizásemos cualquier otro transporte menos esclavizante. Él me preguntó si estaba de broma y acto seguido me empujó a subir.

Una vez acomodamos nuestros más de ciento cincuenta kilos, comenzó a pedalear. Vestía un sucio pareo anudado a la cintura, chancletas sin casi suela y una camisa a cuadros arruinada en muchas guerras. Un trapo mugriento hacía las veces de toallita refrescante para su cadavérica frente. Yo estaba seguro de que ni nos moveríamos. Me parecía inverosímil que aquello pudiese arrancar. Pero mi sorpresa fue no sólo que sucediera, sino que en cuatro pedaladas marchábamos a buen ritmo. Una lágrima amenazó con bordear mi mejilla. Intenté disimular, cegado por aquel acto inhumano de dos privilegiados que podrían haber marchado a pie. Y en ese intento de evitar que me viesen llorando, contemplé en derredor lo que parecía un flujo de tantos otros como él, perdidos para siempre en un nivel de miseria del que jamás saldrían. Y entonces sí, el caudal de mi llanto fue incontrolable.

lunes, 12 de junio de 2017

Del infierno - mi crónica de lectura


Comencé la lectura de esta inquietante novela en Kütahya, en el corazón de Turquía, motivado por mi interés sobre el llamado “doppelgänger”, o doble fantasmagórico de una persona viva. Recibí también comentarios muy positivos de la misma por parte de Juan Peregrina (durante mi visita a la feria del libro de Granada) y una recomendación incondicional de Raul Ariza.

José Abad construye una trama que pudiera parecer un poco inocente al principio. Un estudiante se va con una beca a estudiar italiano a Siena. Retrata esa época estudiantil universitaria que todos hemos vivido y que tan placentera nos ha resultado a la mayoría. Se percibe el amor del autor por esa ciudad italiana, su descripción precisa de los lugares, el laberinto antiguo de calles estrechas y los puntos de encuentro de los estudiantes.

Sin embargo durante toda la lectura acompaña al lector una sombra, una sospecha de que algo desasosegante transcurre, imbricado con la acción central, sin que el autor dé muestras demasiado claras de lo que es.

La novela intriga, seduce, te obliga a continuar pasando páginas (yo la leí de un tirón, sin poder dejarla) porque la necesidad de saber qué es eso, lo que estás seguro de que determina el núcleo de la novela, no termina de asomar hasta el final. Por ello, la tensión narrativa está construida con perfección de maestro. El dilema que plantea José Abad va mucho más allá del “doppelgänger”, te obliga a reflexionar, a replantearte esos recovecos y rincones que tu propia vida posee y que en tantas ocasiones no nos atrevemos a iluminar.

Y lo mejor de todo, el “despuésde” su lectura. No terminas de leerla y ya está. Su mensaje, su “melodía” sigue acompañándote muchas horas después de haberla terminado, y eso es algo que muy pocos escritores consiguen.

He disfrutado con Del infierno, me ha encantado que su protagonista femenina sea Fiona, y que haya una gran historia de amor con ella, como sucede en mi novela ¿Cómo pudiste hacerme esto a mí? Me he asustado, sorprendido, sonreído y reconocido en cierta forma. Enhorabuena, José Abad, prometo coger pronto otro de tus libros, quizá El Vampiro en el espejo, cuyo título ya me ha seducido.

miércoles, 7 de junio de 2017

ESCRITORES SINGULARES-07: MARÍA BELÉN MATEOS

María Belén Mateos es una ESCRITORA SINGULAR. Es la elegancia en el relato y la sensualidad en el poema. Declama su poesía como el agua de un manantial, fresca y tornasolada y la musicalidad que le imprime nutre la esencia de su contenido. Su prosa está cargada de vida, insufla sensaciones, olores y colorea el tránsito de su lector hacia fronteras sensoriales hipnóticas.

Es una militante comprometida. Una que defiende la literatura, las presentaciones de nuevos autores, las jam poéticas y todo evento creado por y para el relato.

Comparto tierra de origen con ella y allí fue donde nos conocimos, en nuestra Zaragoza querida y tan extrañada por mí a la que acudo siempre que puedo. Belén desborda la amabilidad y el carácter abierto de los maños, te acoge, te hace grupo enseguida y facilita la vertebración de gente heterogénea en los grupos de creación literaria a los que pertenece. Y eso es muy de agradecer.

A continuación comparto con todos vosotros, lectores, un relato intenso, concentrado de deseo reprimido y desorbitado de quien no se siente ya amado. Y nos regala también su propia dramatización del relato en el vídeo que compartimos del mismo. Os animo a mirarlo.

Y para que conozcáis un poquito más a su autora, una breve entrevista a continuación.


Devaneos nocturnos X

Son tus suspiros aquellos que me provocan bocanadas de delirio. Caricias consentidas entre las sabanas rígidas y frías de tu abandono. Más queriendo consolarme me derrumbo en los sueños de poseerte y besarte de manera lenta, dulce, empalagosa...

Despierto embarrado en amargura y solícito en caricias. Sudoroso en los devaneos que me llevan a tu imagen y me atormentan en la realidad de tu apatía. Por ello mis palabras sobran, y aunque quieran proclamar un deseo desmesurado de tu cuerpo, se esconden en silencios, ensordeciendo tu no presencia, estallando en el mutismo que yo mismo me he impuesto y que a ti...a ti, ya no te importa ni te provoca.

ENTREVISTA SINGULAR

1.- Si te dieran la posibilidad de publicar una novela con una gran editorial ¿sobre qué tema te gustaría escribirla?
Esta es mi tarea pendiente. Mi familia y amigos me animan de manera continua a comenzar la odisea que supone escribir una novela. 
Quizá el tema sería la vida misma, lo que sentimos y nos pasa en nuestro día a día, los tropiezos, el deseo, las ganas de volar y las alas cercenadas a veces, las lágrimas que brotan de los sentimientos más dispares, la convivencia, el desamor, la pasión…siempre la pasión.
Creo que acercar este escaparate en el que habitamos haría que el lector se sintiera parte de la historia y participara de manera activa en cada una de sus páginas, como uno más de sus protagonistas.
Seguro que pronto me embarco en esta aventura que no sabe de tiempo ni de calendario para llevarla a cabo.
Por otra parte es bonito soñar con esa posibilidad que tú me brindas.

2.- Imagino que como buena escritora que eres serás también una gran lectora, ¿en qué momento del día te gusta más leer?
Me considero mejor lectora que escritora, pero es cierto lo que dicen, quien mucho lee mucho escribe, otra cosa es que la calidad de que lo haces llegue a cautivar a quien te lee.
Puedo leer cuando el espacio para ello me lo permite, en cualquier momento de día, tal vez por la tarde sea el instante más tranquilo que tengo.

3.- He podido disfrutar de la gran originalidad de tus relatos y de la delicadez de tus poemas en tu libro Rubor de tinta. Cuando escribes, ¿qué temas o situaciones te inspiran? O sea, ¿Cómo te enfrentas al folio en blanco?
Muchas gracias Fran por disfrutar de mi Rubor. Es grato saberlo.
El temido vértigo al folio en blanco…
La manera de inspirarme cuando escribo poesía o relato es muy distinta. Los versos brotan cuando mi alma está en ese punto de melancolía que hace que vuelen solos, que se escapen por la comisura de mis dedos sobre el teclado y viertan en él el interior de mi latido.
Las historias surgen de una imagen, de una conversación, de un momento puntual, de una lectura reciente o anidada en la memoria.
Aunque he de matizar que no todo lo que escribo me pasa, ni todo lo que verso es mi intimidad. Solo me dejo llevar por los mismos sentimientos que todos tenemos adormecidos en nuestro interior.

4.- ¿Qué te acompaña cuando lees? ¿Y cuando escribes?
Cuando leo una buena luz y el silencio. Cuando escribo la bendita soledad que se necesita para ello, a veces música, a veces mutismo, aunque no siempre lo consigo, pero sobre todo una pequeña selección de poemarios de poetas muy queridos por mí y que me aportan tanto.
En ambos casos considero importante tener ganas de saborear ese instante contigo misma lejos de lo que la rutina te ofrece en cada momento.

5.- Hoy en día el número de publicaciones es enorme. Hay tal marasmo de novelas, libros de escritores noveles y ediciones clásicas que es muy difícil filtrar y decidir qué es lo que leemos. En tu caso, ¿qué es lo primero en lo que te fijas para decidir leer un libro?
Es cierto lo que dices. Hay una gran variedad de autores y obras, es difícil decidirte por uno en concreto cuando paseas por las estanterías que tan sugerentes las encuentras.
En mi caso me dejo aconsejar por amigos que ya se han deleitado con alguno, por los versos de compañeros poetas fantásticos y los textos de escritores a los que conozco y sé que no me van a defraudar en ningún momento, y como no por los clásicos, siempre hay que volver a ellos, somos lo que somos por su eterna existencia.
Por esto en mi lectura diaria siempre hay un autor actual, poesía y un clásico, los alterno y enriquece mi escritura.

6.- Vivimos en el mundo de la hiperconexión. ¿Utilizas las redes sociales? Cuáles son las que te parecen más interesantes y por qué.
La verdad es que necesitamos comunicarnos de manera permanente, es nuestra condición humana la que lo impera. Deseamos el contacto virtual con la palabra ajena, con la persona a la que escuchas tras una pantalla o tras una voz ausente.
Me muevo solo por Facebook, sé que hay más vías, pero la vida no me daría de sí para atender como merecen cada uno de mis posibles contactos, por eso el tiempo que empleo en esta red lo dedico a mostrar lo que creo y a leer lo que lo demás comparten, comentar y disfrutar de la variedad de lecturas, a nivel internacional, que nos ofrece este medio.
Lo considero una ventana abierta para esta hiperconexión que nombras, donde no siempre te encuentras lo que deseas, pero que se suple con creces con quien al final conectas.

7.- ¿Eres escritora de día o de noche?
Soy escritora del instante, del ahora, del impulso, de la deshora y del destiempo.
Escribir no hay que considerarlo como una obligación puesto que es la inspiración, en el segundo menos esperado y a veces más ineducado, cuando te llega. El verso o la idea escondida aflora a tu mente y entonces has de trazarlo, anotarlo o se perderá en el infinito del olvido.

8.- Aparte de la literatura, ¿qué otras artes te gustan? Cuéntanos un poquito cuáles y por qué (si es que hay un porqué).
Todo arte tiene un hueco en mí para disfrutar de él. La música me transporta, me mece entre sus notas; la pintura me recrea la vista y sus colores me envuelven; la escultura me talla con sus formas; el cine hace manar mis sentimientos más dispares; el teatro, la danza…
Cada uno hemos nacido con uno y está en nuestra mano encontrarlo e identificarnos con él para desarrollarlo y mostrarlo, si es nuestro deseo, para goce de la persona ajena.

9.- Te pido ahora unas respuestas rápidas

a) ¿Nos recomiendas un libro? No soy quien para recomendar, cada uno tenemos un gusto tan, tan diferente. Pero por decirte uno, las leyendas de Bécquer, siempre he encontrado en ellas algo de misterio, de romanticismo, de una insólita fantasía intimista que me encanta.

b) Un personaje literario que sea inspirador para ti.
Don Quijote de la Mancha, ese personaje de la triste figura, que en su locura supo transmitirnos toda la magia de la vida, la caballerosidad, la valentía, el amor sin condiciones, la generosidad sin límite, la humildad…
Cada una de sus aventuras aporta un matiz nuevo y enriquecedor para el ser humano que hoy en día está demasiado cuerdo o demasiado en sus zapatos.  

c) ¿Qué género literario te apasiona más?
Sin dudarlo el lírico. Es el que me permite expresar los sentimientos, las emociones, el estado anímico que imagino en las demás personas y creo que es el que puede llegar al corazón de quien lo lee haciéndolo suyo.

d) ¿Eres de radio o de televisión?
De lectura. La radio en ocasiones y la televisión para mantenerme informada de lo que sucede a mi alrededor y, con tristeza, las noticias nunca llegan a ser buenas, es un golpe continuo, no comprendo esta sociedad, cada día la entiendo menos, me siento desubicada en el este mundo que nos ha tocado vivir.

e) ¿Mar o montaña? Lo siento.
Buena pregunta, me alegro que me la hagas, jajajaja…
Soy esquiadora y amante de la nieve, soy de veranos y primaveras, de arena y sol. Ya ves, soy confusa y amante de todo aquello que se ha creado para disfrutarlo.

f) La última cosa que te haya sorprendido tanto que todavía la recuerdes.
Cada día me sorprenden cosas nuevas y eso es lo bonito de la vida, dejarte sorprender en cada momento, aunque a veces esas sorpresas no sean de tu gusto has de saber sacar lo positivo de ellas y procurar darles la vuelta. Hay que vivir con intensidad y recordar solo aquello que de verdad ha merecido la pena y ha dibujado en ti una sonrisa.

g) Una canción o cantante que tenga para ti un significado singular.
Me gustan los Beatles, pero reconozco que soy más de Rolling Stones, su canción Angie es una de mis preferidas, es una preciosa balada cuya letra habla del desamor.

10.- Para terminar, me gustaría que definieras una escena lo más cercana posible a tu felicidad.
La melodía del mar, una buena compañía, la tibia esfera del sol… La desconexión absoluta de la realidad diaria, la libertad del tiempo, jugar de manera inconsciente con la arena, enredarse entre las olas, encontrarse con una misma y desatar las estrellas.



sábado, 3 de junio de 2017

ANTITOPICANDO - Actuación del taller de escritura en Benicàssim

Ayer celebramos en Benicàssim el final de curso del Taller de escritura creativa de Benicàssim.

Preparamos la actuación con creatividad, ilusión y muchas ganas de pasarlo bien. Fue una tarde entrañable. Leímos nuestros relatos, compartimos escenario con las bailarinas de la danza del vientre, admiramos la pintura de los participantes del taller de dibujo y pintura y reivindicamos la literatura como herramienta para mejorar nuestra alma.

Me sentí feliz de compartir con el público y con mis compañeros: Paco, Alberto, Teresa, Fernanda, Ana, Mabel, Isabel y Luisipoe nuestros relatos.

Yo participé con  Antitopicando, que os dejo a continuación.

Un abrazo y feliz verano!

Antitopicando

Qué feo y aburrido es el tópico por repetitivo. En especial cuando se refiere a cuestiones de identidad, religión, nacionalidad o ideología. No digamos nada cuando apelan al aspecto físico de alguien.

En todos ellos, yo veo siempre el antitópico y soy protagonista de más de uno.

Si considero los tópicos “típicos” aplicables a mi persona, tendría que definirme como cabezón (por ser Zaragozano), introvertido y ordenado (por ser Virgo), inútil para hacer las labores del hogar y / o el cuidado de los niños (por ser hombre), sentir permanentemente la culpa católica (por razones evidentes de religión), disfrutar viendo las carreras de coches en televisión (hombre, de nuevo), horrorizarme si ponen una película sentimental por televisión (el hombre no puede ser sensible) y, de practicar un deporte tendría que ser uno de los siguientes típicos de la masculinidad: Fútbol, ciclismo, boxeo y apurando mucho, y porque está de moda, padel.

Como soy de ciencias se supone que no me debería gustar el mundo del arte, tendría que poder resolver cualquier problema en todo momento y en general debería tener un aspecto descuidado, ser más bien feo, probablemente con gafas, barba de varios días y sin cuidar mi imagen exterior.

Sí, como he dejado entrever soy un defensor acérrimo del Antitópico. Me encantan las personas con identidad propia, que se salen de los convencionalismos, defienden sus ideas y son capaces de criticar y cuestionar lo incriticable e incuestionable.

Es por eso que no creo en Dios aunque me encanta estudiar las religiones y entenderlas, adoro el arte abstracto a pesar de que no puede parametrizarse de ninguna manera, los deportes minoritarios como la gimnasia deportiva, las películas románticas y el punk, a la vez que las convenciones sociales y la buena educación. Definitivamente, no es incompatible.

Y ello es posible relativizando lo que de absoluto tiene el tópico. Así pues, una vez más me reafirmo: lo absoluto no existe. Por ello, ¡“antitopiquemos” todos !

















CURSO DE ESCRITURA CREATIVA BENICÀSSIM             

Lecturas:                                                      2 Junio 2017             

1.- El taller de escritura – Paco                                       
2.- El gran teatro– Alberto                                                           
3.- Sangre y carmín – Teresa                                                       
4.- Antitopicando – Fran                                                             
5.- Les obres de misericòrdia – Fernanda                                   
6.- Llegar a la luna – Ana                                                 
7.- Una historia singular – Mabel                                    
8.- Mi primera vez – Isabel                                                                      
9.- El sueño – Luisipoe                                                                  

EPÍLOGO – Teresa                                                                 


Muchas gracias por escucharnos en silencio